Un paseo por Baixa y Rossio

Un paseo por Baixa y Rossio Dejar un comentario

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votes, average: 5,00 out of 5)
Loading ... Loading ...
Baixa Rossio

El barrio de Baixa es el auténtico corazón de Lisboa y conforma uno de los centro urbanos más atractivos de toda Europa.

Un paseo por Rossio y entorno

Tomamos como punto de partida la Plaza de Rossio o de Dom Pedro IV.

Es una plaza muy atractiva, jalonada de edificios encantadores y de una vibrante vida tal vez demasiado llena de tráfico.

La plaza fue en la antigüedad hipódromo romano, plaza de toros y sede medieval de quemas de brujas.

Hoy es un animado nudo de comunicaciones, presidido por la enorme estatua del rey Dom Pedro IV , que contempla impertérrito cómo los locales y turistas disfrutan de un café (o bicca) en Café Nicola o Pastelaria Suiça o se toman una hamburguesa en el McDonalds de turno.

En la cara norte de la plaza se puede observar el monumental Teatro Nacional de Dona Maria II, de estilo neoclásico del siglo XIX.

Desde la plaza merece la pena dirigirse a la adyacente Plaza de Figueira. En el camino podremos disfrutar de la sin par Pastelaria Suiça, altamente recomendable. Esta plaza conserva un aire más añejo, con tiendas curiosas y pensiones económicas.

Rua Augusta

Desde la Plaza de Rossio parte la famosa Rua Augusta, el punto con más turistas por metro cuadrado de Lisboa. La primera calle a la derecha que nos encontramos lleva al famoso elevador de Santa Justa, construido por un discípulo de Eiffel y que lleva a la zona de Trinidade. Augusta es un constante pasacalles enmarcado en una sucesión de edificios estilo art noveau y lleno de cafeterías y restaurantes turísticos, tiendas de moda de primeras marcas y negocios de souvenirs.

Músicos, hombres-estatua, pintores y demás gentes de “mal vivir” amenizan el agradable paseo por esta calle peatonal.

La Plaza del Comercio

La calle desemboca en la monumental Plaza del Comercio. Sede de edificios administrativos y del propio ayuntamiento, es una plaza enorme y algo fría. Merece la pena visitar el Café Martinho do Arcado, muy frecuentado por Fernando Pessoa, es una de las visitas más típicas de la ciudad.

Los edificios del siglo XIX y el arco que preside la plaza son realmente llamativos.

Mapa de localización

Comentarios

Cuentanos tu experiencia:

(requerido)

(no se publicará) (requerido)


Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>